Toxina botulínica Tipo A para el tratamiento del bruxismo

El bruxismo es una patología crónica que cada vez afecta a mayor cantidad de personas en España. La utilización de la toxina para el Bruxismo es una solución cada vez más utilizada, obteniéndose muy buenos resultados.

Las consecuencias del Bruxismo (dolor, cefaleas, cara cuadrada y asimetrías faciales), pueden ser tratadas con infiltraciones de Toxina Botulínica.

¿Qué es el Bruxismo?

Los especialistas de la mejor clinica dental de Madrid nos explican qué es el bruxismo.

  • El Bruxismo es inconsciente y se produce especialmente durante el sueño. Pero destroza tus dientes y en muchos casos afecta de forma importante a la calidad de vida.
  • Supone aproximadamente el 10% de visitas al especialista, y es una causa importante de desgaste de los dientes, además de otros problemas importantes de salud.
  • La causas están ligadas al estrés o ansiedad, así como a la maloclusión o inadecuada alineación de la mandíbula.

El estrés acumulado está detrás de una patología que miles de personas padecen sin saberlo.

Puede causar problemas en forma directa o indirecta. Provoca lesiones periodontales y desgaste de los dientes que pueden llegar a fracturarse, incluso perderse. Provoca trastornos de la articulación temporomandibular, y aparecen dolores musculares, dolores de cabeza difusos, dolor de oído, de cuello e incluso de dolor de espalda.

Algunos de los tratamientos que se utilizan habitualmente no atacan de raíz el problema, ya que solo sirven para proteger los dientes y bajar la intensidad de ciertas molestias. Incluso el uso de medicamentos como los relajantes musculares, nos son recomendables en todas las personas ni se debe extender su ingesta por periodos prolongados.

Bruxismo y toxina botulinica

Toxina botulínica Tipo A para el tratamiento del bruxismo

En Face Clinic trabajamos con el tratamiento más actual para el bruxismo, que consiste en la aplicación de la Toxina botulínica Tipo A

La aplicación de la toxina botulínica tipo A) en los músculos masticadores ha demostrado ser una excelente herramienta para combatir las alteraciones del bruxismo. La toxina es un potente relajante muscular local que actúa por un amplio periodo de tiempo (3 a 6 meses), relajando los músculos masticadores afectados, sin producir los indeseables efectos secundarios de los relajantes musculares sistémicos (somnolencia, relajación de musculatura no afectada, disminución de reflejos, etc.).

Numerosos estudios demuestran que la neurotoxina botulínica pueden reducir la frecuencia de eventos de bruxismo, disminuir los niveles de dolor inducido por el bruxismo-y satisfacer a la autoevaluación de los pacientes con respecto a la eficacia de la toxina botulínica en el bruxismo.

En comparación con la férula oral, las toxinas botulínicas son igualmente eficaces en el tratamiento del bruxismo.

Además, las inyecciones de toxina botulínica en una dosis de <100 U son seguros para los pacientes por lo demás sanos. Por lo tanto, se pueden utilizar clínicamente para pacientes sanos con bruxismo.

Fin a las molestias

La primera aplicación clínica de la infiltración local de toxina botulínica se realizó en 1977 en oftalmología. Desde entonces, su uso se ha extendido en muchos ámbitos de la medicina y de la estética, demostrando su efectividad y seguridad en diferentes tratamientos, especialmente en aquellos casos donde aparece hiperactividad muscular.

Se recomienda para todos los casos de bruxismo con hipertrofia muscular, obteniendo excelentes resultados incluso en los más casos mas severos. El procedimiento es sencillo, la sesión dura unos 15 minutos, sin necesidad de anestesia y el paciente puede continuar todas sus actividades en forma normal.

Desde Face Clinic afirman que los resultados de esta técnica, son extraordinarios. “Se puede rebajar la fuerza muscular considerablemente, eliminando el dolor y las cefaleas, lo que mejora notablemente la calidad de vida y del sueño”, asegura Dr. Francisco Riba García, especialista en Cirugía Maxilofacial en Madrid y Director de Face Clinic.

Además de la mejora de la calidad de vida este tratamiento proporciona un rostro más afinado. Ayuda a definir los pómulos ya que al suavizar los músculos de la mandíbula, el hueso se ve más pronunciado y esculpido.

La toxina botulínica como relajante muscular de larga duración, aporta resultados inmediatos en el tratamiento del bruxismo, relajando los músculos masticadores afectados, sin provocar ningún tipo de efecto secundario.

Antes de inyectarse…

Si está interesado en recibir este tipo de tratamiento, para terminar, indicamos algunos consejos importantes:

  1. Asegúrese de que sea un médico cualificado el que realice el procedimiento de inyectar la toxina botulínica para el tratamiento del Bruxismo
  2. Asegúrese de que el médico esté entrenado y tenga experiencia en la infiltración de toxina botulínica en los músculos maseteros.
  3. Solicite toda la información que precise acerca de los beneficios y riesgos que entraña esta técnica.
  4. Elija una clínica médica garantizada que ofrezca técnicas y equipos adecuados.

Entrevista al Dr. Riba García y Director de Face Clinic.

En Face Clinic tratamos el bruxismo con resultados muy satisfactorios.

El bruxismo puede ser diurno o nocturno y afecta a un % importante de la población, y se conoce más comunmente por el hábito de rechinar y apretar los dientes de forma inconsciente y no funcional. En nuestras Clínicas ofrecemos esta solución definitiva.

Causas del bruxismo

Las causas del bruxismo pueden ser varias, desde factores funcionales como una mala mordida, hasta emocionales como es el caso del estrés, la ansiedad, la depresión…..que son capaces de desencadenar patología dolorosa con dolor facial o de mandíbula, problemas de articulación, dolor de cuello, dolor de oído, etc. Todo ello afecta muy negativamente a la calidad de vida de quien lo padece.

Otras consecuencias directas del bruxismo

El bruxismo tiene otras consecuencias directas en la boca:

  • desgastar los dientes: pudiendo disminuir su tamaño de forma importante
  • fracturar el esmalte
  • destruir el hueso que soporta el diente
  • artrosis mandibular o problemas de articulación en la mandíbula
  • etc..

Recomendamos acudir al especialista a tiempo para poder realizar un adecuado diagnóstico identificando los puntos de dolor, desgaste de dientes, etc., para definir el tipo de bruxismo así como el grado de afectación.

Casos 1, 2, 3. Pacientes bruxistas tratadas con Toxina Botulínica Tipo A.

Imagen antes del tratamiento: nótese la hipertrófia de los músculos maseteros.
Imagen post-tratamiento:
10 meses después de la primera infiltración con toxina botulínica.

Tratamiento del bruxismo con toxina botulínica en Face Clinic

Si tienes interés o necesitas un tratamiento para el bruxismo con toxina botulínica, puedes ponerte en contacto con Face Clinic y nuestros profesionales valorarán tu caso para ofrecerte un plan de tratamiento personalizado.

Te recordamos que además de solicitar cita en tu clínica más cercana, puedes solicitar una videoconsulta de valoración sin compromiso sin moverte de casa. 

Dr. Francisco Riba
Col. num. ICOMEM 283705865. Col. num. COEM 28005694. Miembro SECOM.

    ¿Qué podemos hacer por ti?
    Pide tu cita o Videoconsulta para valoración personalizada.

    Política Protección de datos*


    ¿No te gustan los formularios? Llámanos

      PIDE TU CITA O VIDEOCONSULTA

      Política Protección de datos*


      * Campos obligatorios.

      La página web de Face Clinic es un espacio informativo, sobre temas relacionados con la Cirugía y Medicina avanzada tanto para público en general, profesionales de la salud y/o estudiantes, no debiendo ser utilizado como sustituto al diagnóstico médico o tratamiento sin antes consultar a un profesional de salud. En caso de duda, consulte con el médico de referencia.
      La página web de faceclinic.es no acepta o aloja ninguna publicidad. - Política de privacidad y cookies