Como cuidar los labios en hombres y mujeres

Cuidado de los labios en en 4 clicks;

1. HIDRATACIÓN

Para cuidar los labios es imprescindible que los tengas siempre hidratados, sobre todo, en épocas en las que hace mucho frío o mucho calor ya que con las temperaturas extremas es cuando más se agrietan y resecan.

Por este motivo, siempre deberás llevar contigo un bálsamo hidratante o vaselina que te aportarán esa hidratación que tanto necesitas.

En épocas de verano debes procurar que este bálsamo incorpore protección solar o, en su defecto, aplica protector en la boca para evitar que se quemen con los rayos y terminen con heridas y grietas.

En el caso de que ya tengas los labios resecos es importante que no intentes humedecerlos con la saliva pues, al secarse, la boca queda todavía más deshidratada; así que, por mucho que sientas alivio al momento es importante que no lo hagas y que, en su contra, te apliques tu hidratante, o bien recurras a un tratamiento para los labios secos y agrietados con hialurónico.

2. TRATAMIENTO DE BELLEZA SEMANAL

Importante realizar un tratamiento de belleza semanal que consiste en exfoliar los labios y, así, quitar células muertas para devolverle su color natural, e incluso algunos pellejitos que suelen acumularse en esta zona.

Además de suavizar, gracias a este suave peeling activamos la microcirculación sanguínea, aportando color y más volumen al labio.

3. EXTRA DE HIDRATACIÓN TRAS LA EXFOLIACIÓN

Después de la exfoliación es importante que le des a tus labios un extra de hidratación, por eso, aconsejamos aplicar un bálsamo o, si quieres algo más potente, optes por preparar una mascarilla hidratante para labios con algunos productos naturales que te ayudarán a que el acabado sea perfecto, como el aceite de oliva, la manteca de karité o la miel.

4. Además existen algunas prácticas cotidianas que hay que grabar en el disco duro para evitar cometer errores:

  • Nada de saliva: evita humedecer los labios con tu lengua pues la saliva los reseca y produce grietas.
  • No arranques las pieles: cuando se resecan es habitual que aparezcan pellejos pero no debes arrancarlos ni con los dedos ni con los dientes pues pueden hacerte herida.
  • No te los muerdas: muchas personas cuando se concentran tienden a morderse los labios pero esto debes evitarlo al máximo pues los dañas y los resecas debido al contacto con la saliva.
  • No los expongas al Sol: si vas a la playa o vas a tomar el sol es imprescindible que los protejas con protección solar para evitar que se sequen y estropeen. A diario, utiliza un bálsamo labial con protección solar. Un SPF 15 es suficiente.
  • No utilices labiales secantes: últimamente están muy de moda los labiales permanentes, es decir, esos pintalabios que tienen componentes que permiten que duren horas y más horas en nuestra piel y que deben quitarse con un desmaquillante especial. Pues bien, por muy prácticos que sean a nivel de maquillaje, lo cierto es que perjudican la salud de nuestra boca ya que resecan la piel y la agrietan, por eso, es recomendable que evites este tipo de labial y optes por otros que sean más cremosos y que, además de color, aporten hidratación.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.