Implantes Cigomáticos: qué son, indicaciones y precios

Los Implantes Cigomáticos son la solución definitiva para reconstruir, en 1 sola sesión, pacientes con problemas de hueso en casos de atrofia óseas del maxilar superior.

En Face Clinic somos especialistas en la colocación de implantes cigomáticos.

¿Qué son los implantes cigomáticos?

Los Implantes Cigomáticos pueden colocarse en pacientes sin hueso, gracias a los avances tanto en el diseño de los implantes de titanio, como en la planificación en tres dimensiones.

Ofrecen, así, una opción de tratamiento predecible con carga inmediata y alternativa a los injertos y a la regeneración.

Por sus características especiales, nos van a permitir en algunos casos concretos evitar la necesidad de reconstruir el hueso maxilar.

Los implantes cigomáticos tienen tres ventajas fundamentales:
  • Es la mejor alternativa para reabsorciones maxilares.
  • La mejoría estética es increíble.
  • Es un tratamiento rápido, seguro y eficaz. Podrás sonreír y comer el mismo día de la intervención.

Implantes cigomático

¿Qué problemas resuelven los implantes cigomáticos?

Están indicados en pacientes que presentan pérdidas óseas importantes en el maxilar superior y hueso alveolar, por lo que no es posible colocar implantes tradicionales.

La falta de hueso maxilar puede estar ocasionado por varios motivos:

  • Malformaciones congénitas.
  • Enfermedades periodontales, carcinomas, etc.
  • Traumas faciales.
  • Reabsorciones fisiológicas de hueso provocadas por la falta de dientes.
  • Cuando los pacientes presentan considerables reabsorciones de hueso, la fabricación de una prótesis que se adapte bien puede ser compleja tanto para profesionales como para pacientes.

De este modo, los implantes cigomáticos nos permiten realizar rehabilitaciones complicadas sin necesidad de recurrir intervenciones más complejas y menos predecibles.

Técnicas de implantes – Dr. Riba

¿Dónde realizar el tratamiento con implantes cigomáticos?

En Face Clinic somos especialistas en implantes cigomáticos, y el tratamiento se realiza en una de nuestras clínicas con las que contamos en diferentes ciudades. Selecciona la clínica de implantes de tu interés.

Especialistas en implantes cigomáticos

Nuestro equipo de cirujanos maxilofaciales cuenta con la experiencia y la habilidad necesarias para realizar procedimientos de implantes cigomáticos de manera segura y efectiva para pacientes que presentan una pérdida ósea significativa en la zona maxilar y no son candidatos adecuados para implantes dentales convencionales

Dr. Francisco Riba García

Dr. Riba

Cirujano Maxilofacial
ICOMEM 28375865

Dr. Carlos Concejo

Dr. Concejo

Cirujano Maxilofacial
ICOMEM 312846994

Dr. Matías Cuesta

Dr. Cuesta

Cirujano Maxilofacial
ICOMEM 132836304

Dra. Arenas

Dra. Arenas

Cirujano Maxilofacial
ICOMEM 282869570

Dra. Hernández

Cirujano Maxilofacial
ICOMVA 474706675

Dr. Fernando Almeida

Dr. Almeida

Cirujano Maxilofacial
ICOMEM 282855060

Dr. Monteserín

Cirujano Maxilofacial
Nº. col. 373312056

Dr. Soriano

Cirujano Maxilofacial
Nº. col. 373312056

Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial y de Cabeza y Cuello

¿Qué precio tienen los implantes Cigomáticos?

El precio de los implantes cigomáticos ronda los 2.000 €. Se suelen necesitar 2 a 4 implantes para apoyar la prótesis en el sector posterior del maxilar. Una rehabilitación completa de la arcada superior puede rondar los 12.000€ a 18.000 €.

Pero hay que tener en cuenta que el precio de estos implantes dependerá siempre del caso, la intervención y las necesidades de cada situación. Al ser un implante más especializado, acompañado de una intervención compleja, hay que personalizarlo. Es, por tanto, imprescindible acudir al especialista, para estudiar el caso y realice un presupuesto ajustado a las necesidades.

No debemos olvidar que los precios dependen de la experiencia y formación del profesional, de la calidad del tratamiento, de la calidad de los materiales, y otra serie de factores. Todo ello será lo que garantice el éxito del tratamiento.

Implantes cigomáticos precios

Pide tu cita para implantes cigomáticos en Face Clinic

    Pide tu cita en Face Clinic
    1ª Cita Gratuita

    Acepto recibir información de Face Clinic:

    Ventajas y desventajas de los implantes cigomáticos

    Los implantes cigomáticos, aunque ofrecen una solución efectiva para pacientes con pérdida ósea maxilar severa, también tienen sus ventajas e inconvenientes:

    Ventajas:

    1. Solución para pérdida ósea severa: Son una opción viable para pacientes que presentan una pérdida ósea significativa en la zona maxilar y no son candidatos adecuados para implantes dentales convencionales.
    2. Evita injertos óseos: En muchos casos permiten evitar la necesidad de injertos óseos, lo que reduce el tiempo y la complejidad del tratamiento.
    3. Procedimiento menos invasivo: En comparación con los injertos óseos, la colocación de implantes cigomáticos suele ser menos invasiva y puede requerir menos tiempo de recuperación.

    Desventajas:

    1. Menor disponibilidad: No todas las clínicas dentales ofrecen implantes cigomáticos debido a la especialización y experiencia requerida para realizar este tipo de procedimiento. En Face Clinic sí realizamos este tratamiento.
    2. Mayor complejidad: La colocación de implantes cigomáticos es un procedimiento más complejo en comparación con los implantes dentales convencionales, lo que requiere de cirujanos maxilofaciales para su colocación.
    3. Precio: Los implantes cigomáticos tienden a ser más caros que los implantes dentales convencionales debido a la complejidad del procedimiento y el uso de materiales especializados.

    Implantes Cigomáticos ventajas

    Postoperatorio y recuperación con implantes cigomáticos

    Post-operatorio breve: El paciente solamente notará una ligera inflamación y leves molestias durante unos días tras la intervención.

    Los implantes Cigomáticos consiguen la reconstrucción dental en 24 horas. Se trata de la alternativa con mejores resultados en pacientes sin hueso suficiente. Sobre todo comparada con los injertos óseos. Existe una cantidad de estudios que respalda la efectividad de estos tratamientos.

    Su porcentaje de éxito es de aproximadamente un 97% (10% más que otras técnicas que tienen un éxito de entre un 80 y un 92%).

    La estructura del hueso cigomático nos proporciona la oportunidad de fijar los implantes correctamente.

    Es un tratamiento rápido, sencillo, con menos morbilidad, con una mejoría considerable en la calidad de vida del paciente.

    Implantes cigomáticos opiniones

    Las opiniones sobre los implantes cigomáticos suelen variar según la experiencia, pero en general los pacientes con este tratamiento están muy satisfechos con los resultados, ya que les han proporcionado una solución efectiva para la pérdida ósea maxilar severa, permitiéndoles recuperar la función y la estética dental de manera duradera.

    Preguntas frecuentes

    ¿De dónde proviene la palabra cigomático?

    La palabra “cigomático” proviene del griego Zυγόμα, que significa “yugo”. A veces se denomina hueso malar.

    ¿Qué es el hueso cigomático?

    El hueso cigomático está formado por un par de huesos cuadriláteros cortos y densos ubicados en la parte externa de la cara, que forman parte de los pómulos y la órbita de la cara.

    Este se llama únicamente así en los mamíferos, y corresponde con el hueso yugal del resto de los vertebrados. Está conectado a los huesos temporal, maxilar, esférico y frontal.

    Hueso cigomático como soporte de los implantes dentales en pacientes sin hueso maxilar

    Si perdemos uno o más dientes en el arco superior, el hueso de la mandíbula se reabsorbe, lo que provocará una pérdida de altura y anchura del hueso, lo que se conoce como atrofia maxilar. En pacientes que han perdido dientes durante mucho tiempo, esta reabsorción puede ser tan grande que no se pueden colocar los implantes tradicionales.

    En conclusión, el hueso cigomático proporciona una muy buena superficie para la implantación y la integración ósea, y las tasas de éxito a largo plazo de estos tratamientos son muy altas y, por lo tanto, se recomiendan para este tipo de pacientes en particular.

    Hueso cigomático

    ¿Cómo se coloca un implante cigomático?

    La intervención necesaria para la colocación de Implantes Cigomáticos, se realiza habitualmente con anestesia local, acompañada de sedación, y de carácter ambulatorio.

    La colocación de un implante cigomático implica la fijación del implante en el hueso cigomático del paciente, ubicado en el área de los pómulos. Este procedimiento se realiza mediante una cirugía guiada. El implante cigomático se inserta en el hueso de forma estratégica para proporcionar una base sólida y estable para la prótesis dental, ofreciendo así una solución efectiva para la pérdida ósea maxilar severa.

    Una vez colocado el implante cigomático, el paciente es rehabilitado con una prótesis fija unida a los implantes, lo que le permitirá hacer vida completamente normal desde al primer día.

    ¿Es posible colocar implantes cigomáticos en el maxilar inferior?

    Los implantes cigomáticos no pueden colocarse en el maxilar inferior, están específicamente diseñados para su colocación en el maxilar superior sobre el hueso zigoma.

    No se utilizan en el maxilar inferior debido a las diferencias en la anatomía y densidad ósea de cada área. Si un paciente necesita restauración dental en el maxilar inferior, se recurrirá a implantes dentales convencionales diseñados específicamente para esa zona.

    ¿Qué técnicas se utilizan para colocar los implantes cigomáticos?

    Antes se llevaba a cabo con anestesia general con intubación, pero hoy en día, en manos de un cirujano con experiencia, puede realizar esta cirugía en aproximadamente 1 hora y media mediante la aplicación de anestesia local y sedación.

    Hay 4 técnicas utilizadas:

    • Técnica clásica de Branemark
    • Técnica de Stella y Warner (“Sinus slot technique”)
    • Técnica exteriorizada
    • Técnica ZAGA (Zygoma Anatomy-Guided Approach) de Aparicio.

    Según nos cuentan los especialistas de Face Clinic, la decisión para la utilización de una u otra técnica tiene en cuenta la concavidad que forma el seno maxilar, el reborde alveolar y la zona del hueso cigomático donde se colocará el implante.

    En casos donde hay una importante reabsorción en el maxilar superior, la concavidad es pequeña, por lo que se indica la técnica clásica. En aquellos pacientes en los que la concavidad es grande se empleará alguna de las otras técnicas según la valoración del especialista.