Blog
Tipos de nariz

Tipos de nariz

Nuestra nariz es un órgano sensorial que nos permite detectar diferentes olores y también es necesaria para respirar el aire que respiramos. Consta de dos fosas nasales separadas por un tabique nasal. Aunque su estructura, fisiología y anatomía son iguales para todos los humanos, prácticamente se dice que no hay dos narices iguales.

La nariz es el elemento destacado en todo el rostro. Su tamaño y forma varían ligeramente de una persona a otra, y las correcciones cosméticas o la rinoplastia a menudo se realizan para mejorar su funcionamiento o lograr una nariz “perfecta”.

En este artículo te explicamos los diferentes tipos de nariz que existen.

Los diferentes tipos de nariz

Nariz bulbosa o carnosa

Por lo general, es una nariz mediana a grande, pero se caracteriza por una forma redonda, con algunas protuberancias, creando una sensación que hace que la nariz sea visible en toda la cara.

En ocasiones, esta zona se concentra en la punta como una bola, y otras veces está en el área frente a las fosas nasales, ensanchando las fosas nasales. La rinoplastia quirúrgica moderna puede corregir una nariz abultada al reducir el cartílago o el exceso de piel que también puede aparecer en este tipo de nariz.

Nariz griega

Si te preguntas cuál es el tipo de nariz ideal, la nariz griega es uno de los tipos de nariz más “codiciados” porque se considera la más perfecta en términos de simetría y armonía de todo el rostro.

Por eso se llama nariz griega, porque esta es la nariz que se muestra en la escultura clásica como ejemplo ideal de belleza.

El tabique nasal es perfectamente recto, sin protuberancias cartilaginosas, lo que hace que la nariz sea delgada desde el nacimiento hasta la punta.

Nariz de águila o romana

A diferencia de antes, la nariz aguileña es fácil reconocerla. En algunos casos, en la parte exterior, en la punta o en el medio de la nariz, se puede ver un pequeño bulto o rodillo que rompe la línea y es especialmente visible cuando la persona se coloca de perfil.

Además, la punta de la nariz la se inclina ligeramente, dando lugar a la forma distintiva del pico (de ahí el nombre). Estas narices, también conocidas como narices romanas, suelen ser grandes, pero es posible que las narices pequeñas también tengan esta forma.

Por motivos estéticos o por deformación del tabique que provoca una disfunción del órgano olfativo, se suele realizar la rinoplastia para este tipo de nariz.

Nariz chata

Una nariz chata se caracteriza por un tabique nasal corto y fosas nasales bien equilibradas y no demasiado anchas. También se conoce como la nariz de botón. No suele ser grande y muchas personas encuentran este tipo de nariz muy atractiva.

Aunque este patrón de nariz puede ocurrir en todas las razas, es más común en los países asiáticos.

Nariz respingona

La nariz hacia arriba es larga y estrecha, el tabique comienza a enderezarse y se mueve hacia el ápice, ligeramente curvado hacia arriba. Este patrón de nariz es predominante en las personas de los países más fríos del norte de Europa y se cree que sus rasgos son resultado de la propia evolución humana, debido a la necesidad del cuerpo de adaptarse a las condiciones climáticas de baja temperatura.

Con una nariz larga, el aire que pasa por las fosas nasales tendrá más tiempo y podrá calentarse y llegar en mejores condiciones a los pulmones. Aunque la estética de la nariz es una cuestión de preferencia, una nariz así suele considerarse una nariz armoniosa y encantadora, aunque cuando la curvatura hacia arriba es muy notoria no es ta estética.

Nariz ancha

Dependiendo de la estructura del puente de la nariz o del tabique nasal y del grosor de la carne circundante, existen estilos de nariz más o menos anchos.

Dentro de los tipos de nariz ancha, el de tipo Nubia se caracteriza por tener inicialmente un tabique estrecho que se ensancha gradualmente hasta lograr la máxima anchura en las fosas nasales. Es un tipo de nariz que predomina en determinadas zonas del continente africano.

Nariz ondulada o torcida

Este es un patrón nasal poco común y, a veces, se puede requerir cirugía si la afección grave existente indica malestar o disfunción respiratoria. En este caso, el tabique comienza recto, pero no sigue una línea perpendicular a la cara, sino que se desvía ligeramente o adopta una forma curvilínea, generalmente en forma de S.

Nariz asimétrica

Esto no es lo mismo que una nariz ondulada o torcida, porque en las narices asimétricas, el tabique interno que separa las dos fosas nasales exhibe una desviación que hace que las dos fosas nasales sean desproporcionadas.

Su corrección implica tanto la búsqueda de la simetría como su consecución, teniendo en cuenta la armonía no solo entre las dos fosas nasales sino también entre los dos lados del rostro.

Cualquiera de los casos anteriores es posible corregirlo en caso necesario con una cirugía de nariz.

Consulta con una de las clínicas de rinoplastia de Face Clinic.

Rinoplastia en Madrid Rinoplastia en Valladolid Rinoplastia en Salamanca Rinoplastia en Huelva

Especialistas en Face Clinic

Sea cual sea el caso, los cirujanos de Face Clinic pueden corregir la estética de la nariz para conseguir un rostro más armónico y simétrico.

Dr. Francisco Riba García

Dr. Riba

Cirugía Plástica Facial
ICOMEM 28375865

Dr. Fernando Almeida

Dr. Almeida

Cirugía Plástica Facial
ICOMEM 282855060

Dra. Arenas

Dra. Arenas

Cirugía Plástica Facial
ICOMEM 282869570

Dra. Hernández

Cirugía Plástica Facial
ICOMVA 474706675

Dra. Concejo

Cirugía Plástica Facial y Corporal
ICOMVA 470905100

ELENA ARMAS JORGE

Dra. Armas

Cirugía Plástica Facial y Corporal
ICOMEM 282876337