Blog
Relación entre la salud oral y la salud mental

Relación entre la salud bucal y la salud mental

La relación entre la salud bucal y la salud mental es un aspecto crucial pero a menudo subestimado.

Aunque parezcan áreas distintas, están intrínsecamente conectadas y pueden influirse mutuamente de diversas maneras. Desde la autoestima hasta el bienestar emocional, la condición de nuestros dientes y encías puede impactar significativamente en nuestra salud mental, y viceversa.

La relación entre la salud bucal y la salud mental es compleja y multifacética.

  • La salud de nuestros dientes y encías puede influir en nuestra autoestima, bienestar emocional y calidad de vida en general.
  • Mientras que los problemas mentales pueden afectar negativamente nuestra salud bucal.

Principales problemas mentales causantes de problemas dentales

Autoestima

En primer lugar, la salud bucal puede afectar directamente la salud mental a través de la autoestima y la imagen corporal.

Una sonrisa sana y atractiva puede aumentar la confianza y mejorar la percepción que una persona tiene de sí misma.

Por el contrario, problemas dentales como la caries, la enfermedad de las encías o la pérdida de dientes pueden generar vergüenza y ansiedad social, lo que afecta negativamente la salud mental.

Las personas que tienen estos problemas evitan sonreír o hablar en público, lo que limita sus interacciones sociales y su calidad de vida en general.

Depresión

En primer lugar, cabe señalar que el 6,7% de la población española sufre depresión. La depresión y las caries dentales a menudo se asocian con personas con depresión que tienen dificultades para realizar las tareas diarias más simples, como cepillarse los dientes.

Además, determinados estados depresivos también pueden afectar a la alimentación, con una tendencia a consumir más azúcar, lo que aumenta aún más la formación de caries si no se presta atención a la alimentación. También puede contribuir al desarrollo de hábitos nocivos para la salud bucal, como el consumo de alcohol o tabaco.

Ansiedad

La ansiedad, estrechamente relacionada con la depresión, se manifiesta de muchas maneras, una de las cuales es la renuencia a salir de casa o comer compulsivamente en un intento subconsciente de hacer frente a la ansiedad. Estos cambios en el comportamiento y los hábitos alimentarios también afectan a la salud bucal.

Al igual que la depresión, los medicamentos para la ansiedad pueden tener efectos secundarios, como la reducción de la producción de saliva. Esto puede parecer el mal menor, pero de hecho, la saliva no solo facilita el proceso de masticación, sino que también protege el esmalte de los dientes.

Esto significa que cuando se reduce la producción de saliva, también se reduce la protección del esmalte dental, aumentando el riesgo de caries y otras patologías orales.

La ansiedad también se asocia con el bruxismo, en el que los pacientes rechinan los dientes de forma inconsciente o involuntaria, lo que erosiona el esmalte dental y provoca dolores de cabeza, dolor en la mandíbula o trastornos de la ATM.

Estrés crónico

Del mismo modo, el estrés crónico puede contribuir al bruxismo (rechinar de dientes), lo que puede provocar desgaste dental y otros problemas relacionados.

Mala alimentación y el tabaquismo

Estos hábitos pueden contribuir tanto a problemas dentales como a trastornos mentales, creando un ciclo perjudicial para la salud en general. Por lo tanto, abordar estos factores de riesgo de manera integral puede beneficiar tanto a la salud bucal como a la salud mental.

Trastornos de la alimentación

Los trastornos alimentarios como la bulimia o la anorexia forman parte de un grupo de trastornos alimentarios (TA) que afectan a unas 400.000 personas en España. Y casi el 90% de ellos son mujeres.

Bulimia

Caracterizada por una alimentación compulsiva seguida de vómitos, la bulimia está ligada precisamente a la salud bucal en cuanto a los vómitos, ya que contiene ácidos que se inician en el interior de los dientes y provocan graves daños en el esmalte dental.

De esta manera, los dientes se vuelven gradualmente más débiles y más propensos a astillarse o romperse. También es común que los pacientes se cepillen los dientes después de vomitar, y un cepillado excesivo también puede causar daño al tejido periodontal y problemas de las encías.

Otra consecuencia de la pérdida del esmalte dental son los dientes desprotegidos, lo que lleva a una mayor sensibilidad dental. Esto aumenta la incomodidad al comer alimentos o bebidas frías o calientes o al cepillarse los dientes.

Anorexia

Si sufres de anorexia, significa que no estás comiendo la cantidad adecuada. La desnutrición severa puede provocar osteoporosis, lo que puede provocar huesos débiles e inmovilidad de la mandíbula, lo que puede provocar la pérdida de dientes.

Trastorno bipolar

En España, más de 1 millón de personas padecen trastorno bipolar, que afecta a la salud de los dientes y las encías de los pacientes. Y cabe señalar que la enfermedad tiene dos etapas principales: una etapa depresiva y una maníaca.

En cuanto a la primera, discutimos el impacto en la salud bucal, pero la higiene bucal se descuida en la fase depresiva, mientras que en la fase maníaca puede ser al contrario. Las preocupaciones sobre la higiene bucal son demasiado grandes. Esto puede conducir a un cepillado excesivo de los dientes del paciente, provocando el desgaste de los dientes.

En general, las personas con trastorno bipolar corren un mayor riesgo de desarrollar caries, boca seca o bruxismo.

Principales patologías dentales causantes de problemas mentales

Todavía hay muchos estudios en marcha para demostrar esto, lo que significa que se desconocen todas las patologías que pueden dar lugar a problemas mentales, pero algunas están definidas como las siguientes:

Periodontitis

La inflamación que se produce durante la periodontitis provoca cambios en la barrera hematoencefálica, reduciendo la resistencia a la penetración. Esta barrera está diseñada para proteger el cerebro mientras aumenta el riesgo de accidente cerebrovascular.

Además, la periodontitis crónica conduce a la resistencia a la insulina, diabetes, etc. Esto significa que la resistencia a la insulina, la diabetes y los accidentes cerebrovasculares son fuertes predictores de deterioro cognitivo futuro.

Dolor dental crónico

Por otro lado, los problemas bucales también pueden tener un impacto negativo en la salud mental. El dolor dental crónico, por ejemplo, puede causar molestias constantes e interferir en las actividades diarias, lo que puede llevar a sentimientos de irritabilidad, frustración y disminución del bienestar emocional.

Infecciones

Ciertas infecciones dentales pueden desencadenar respuestas inflamatorias en el cuerpo que están vinculadas a trastornos mentales como la depresión y la ansiedad.

También se ha observado una asociación mucho más fuerte con niveles más altos de inflamación oral e infecciones dentales en personas con antecedentes de esquizofrenia o accidente cerebrovascular.

Higiene bucal

Es importante recordar que la cavidad bucal es el punto de entrada de muchas bacterias, algunas de las cuales pueden ubicarse en lugares como la lengua y propagarse a otras partes del cuerpo como el cerebro. Provoca problemas como daño cerebral y meningitis.

Las bacterias que causan la periodontitis pueden causar consecuencias sistémicas como enfermedades cardiovasculares, demencia y enfermedad de Alzheimer.

Los estudios también han encontrado que las personas que no se cepillan los dientes a diario tienen entre un 22 % y un 65 % más de probabilidades de desarrollar enfermedades relacionadas con la demencia. En algunos casos de la enfermedad de Alzheimer, el desarrollo de la enfermedad periodontal es muy común porque los pacientes a menudo son incapaces de describir o comunicar el dolor.

Pide una cita para reservar tu salud oral en Face Clinic

Para promover una buena salud bucal y mental, es fundamental adoptar un enfoque holístico que incluya hábitos saludables como cepillarse los dientes dos veces al día, usar hilo dental, mantener una dieta equilibrada y gestionar el estrés de manera efectiva.

Además, es importante realizar visitas regulares al dentista y al profesional de la salud mental para detectar y tratar cualquier problema de manera temprana.

Acude a una revisión odontológica en una de nuestras clínicas dentales, haremos un estudio de tu salud oral general. Las revisiones dentales son clave a la hora de prevenir posibles patologías orales.

Te invitamos a solicitar una cita sin compromiso en una de nuestras clínicas dentales para valorar tu caso de forma personalizada.

Clínica dental en Madrid Clínica dental en Pozuelo Clínica dental en Valladolid Clínica dental en Salamanca Clínica dental en Huelva